II.IDENTIDAD Y MISION DE LA FAMILIA. - PowerPoint PPT Presentation

Loading...

PPT – II.IDENTIDAD Y MISION DE LA FAMILIA. PowerPoint presentation | free to download - id: 797e2f-MWRjY



Loading


The Adobe Flash plugin is needed to view this content

Get the plugin now

View by Category
About This Presentation
Title:

II.IDENTIDAD Y MISION DE LA FAMILIA.

Description:

Fines del matrimonio La vocaci n al matrimonio y la familia como vocaci n al amor. ... En el compromiso de fidelidad el hombre y la mujer se hacen un solo cuerpo ... – PowerPoint PPT presentation

Number of Views:82
Avg rating:3.0/5.0
Slides: 32
Provided by: PAD118
Learn more at: http://iivicaria.org.mx
Category:

less

Write a Comment
User Comments (0)
Transcript and Presenter's Notes

Title: II.IDENTIDAD Y MISION DE LA FAMILIA.


1
II. IDENTIDAD Y MISION DE LA FAMILIA. FAMILIA,
SÉ LO QUE ERES (FC 17)
2
5. El Plan de Dios sobre el matrimonio y la
familia.
  • Identidad del matrimonio y la familia.
  • Bases antropológicas del matrimonio y la familia.
  • Teología del matrimonio y la familia.
  • La monogamia
  • La indisolubilidad
  • El contrato matrimonial
  • Ministros y sujetos
  • Fines del matrimonio
  • La vocación al matrimonio y la familia como
    vocación al amor
  • Espiritualidad conyugal y familiar

3
El Plan de Dios sobre el matrimonio y la familia.
62
Dios mismo desde la creación del hombre, en su
designio salvífico, originó el matrimonio, en el
cual los esposos se dan y se reciben mutuamente
en una alianza. Dios, a través de los bienes y
fines del matrimonio quiere la perfección y
realización personal y el destino eterno de los
miembros de la familia. El matrimonio y el
amor conyugal están ordenados, además, a la
procreación y educación de la prole, en lo cual
los esposos encuentran su propia corona. (Cf.
Gaudium et Spes, n. 48). La dignidad, la
estabilidad, la paz y la prosperidad de la misma
familia y de toda la sociedad humana son también
bienes queridos por Dios.
4
Identidad del matrimonio y la familia.
Por principio
63
El matrimonio se inserta en la naturaleza misma
del amor humano y los esposos se empeñan en
compartir la totalidad de su proyecto de vida
Qué es el matrimonio?
Qué podemos decir a propósito del ser de la
familia?
Cómo podemos definirlo?
5
Identidad del matrimonio y la familia.
Por eso
64
El matrimonio es la comunidad de vida y de amor
entre un hombre y una mujer, fundamentada en el
amor responsable de su alianza permanente y en la
complementariedad de las dos personalidades, para
lograr juntos su realización mediante la mutua
donación.
1 Cf. Gaudium et Spes, n. 48. 2 Cf. Catecismo
de la Iglesia Católica, n. 372.
6
Identidad del matrimonio y la familia.
Según el Código de Derecho Canónico
65
El matrimonio es la alianza matrimonial por la
cual el varón y la mujer constituyen entre sí un
consorcio de toda la vida, ordenado por su misma
índole natural al bien de los cónyuges y a la
generación y educación de la prole, que fue
elevada por Cristo Señor a la dignidad de
sacramento entre bautizados. (CIC, 1055 1).
7
Identidad del matrimonio y la familia.
Todos los miembros que conforman una familia son
personas iguales en dignidad que asumen
responsabilidades, derechos y deberes. La
familia cristiana es una comunión de personas,
reflejo e imagen de la comunión del Padre y del
Hijo en el Espíritu Santo, reflejo del amor
trinitario. Su actividad procreadora y educativa
es reflejo de la obra creadora de Dios, es
llamada a participar en la oración y el
sacrificio de Cristo.
68
8
Identidad del matrimonio y la familia.
La familia colabora en la realización personal,
en el desarrollo social y en la vivencia
cristiana de sus miembros.
69
La familia es así una comunidad de personas, la
célula social más pequeña, y como tal es una
institución fundamental de la sociedad humana.
9
Bases antropológicas del matrimonio y la familia.
En la actualidad son cuestionados el matrimonio y
la familia desde su misma institución natural por
algunas razones ? La emancipación de
condicionamientos económicos y biológicos,
haciendo que la relación quede en el terreno de
lo estrictamente privado, con falta de compromiso
? El amor sin riesgos, gracias a los
anticonceptivos, que hace de la relación algo
poco serio e irrelevante. ? La unión a prueba,
equiparada vivencialmente al matrimonio, con la
consiguiente cosificación de las
personas. ? Las ideas de éxito, logro, prestigio
y consumo, características de nuestra
civilización, van entrando con facilidad en el
matrimonio y la familia. Así, la sexualidad se
convierte en mero sexo, mercancía, artículo de
consumo, explotación o hedonismo. El matrimonio
y la familia tienen elementos antropológicos que
permiten considerarlos como una institución
natural, con una naturaleza permanente.
70
71
10
Bases antropológicas del matrimonio y la familia.
El matrimonio como amor personal. El ser humano
sólo alcanza su plenitud cuando es aceptado y
afirmado en cuanto ser humano por eso sólo se
puede encontrar una plenitud en una reciprocidad
humana, por la que se unen entre sí en la forma
más íntima el hombre y la mujer y al mismo tiempo
los deja libres en su peculiaridad personal.
72-73
11
Bases antropológicas del matrimonio y la familia.
El matrimonio como amor fecundo. Pertenece a la
naturaleza misma del amor el que no pueda
quedarse encerrado en sí mismo, sino que intente
ser fecundo. Esto no se realiza de una forma
exclusivamente biológica.
74-76
12
Bases antropológicas del matrimonio y la familia.
El matrimonio vivido con fidelidad en el amor.
Si no hay nada definitivo, si todo puede ser
sometido a revisión en cualquier momento, todo
pierde seriedad y se vuelve indiferente. En el
compromiso de fidelidad el hombre y la mujer se
hacen un solo cuerpo (cf. Gn 2,24 Mc 10,8 Ef
5,31). Se convierten de un yo y un tú en un
nosotros.
77
78
13
Bases antropológicas del matrimonio y la familia.
El amor conyugal es siempre amor de hombre y
mujer que debe ser cultivado y expresado en la
admiración, ternura, asombro y afecto mutuos.
Sin embargo, es principalmente una decisión de
elegir amar a alguien permanentemente, en un acto
libre. El amor humano exige, por eso, donación
generosa y aceptación plena del otro con gratitud.
79-81
14
Teología del matrimonio y la familia.
El matrimonio es un sacramento que Cristo
instituyó. Es un signo visible y eficaz que
confiere la gracia de Cristo
82
Es un encuentro permanente con Cristo donde Él
transforma a la pareja humana y ésta, a su vez,
responde a su llamado.
15
Teología del matrimonio y la familia.
El sacramento del Matrimonio es una verdad de fe
enseñada por Cristo y por la Iglesia, que se
inserta en la realidad humana. Es la vocación
que ofrece a los esposos un ámbito adecuado para
vivir su relación amorosa en el mutuo encuentro.
83
16
Teología del matrimonio y la familia.
Los Esposos se vuelven sacramentalmente signo de
Cristo el uno para el otro, en forma exclusiva y
plena, de tal manera que, actuando en persona de
Cristo, son mutuamente origen y causa de
santificación y de encuentro con Dios y, por
tanto, de salvación.
84
17
Teología del matrimonio y la familia. La
monogamia
87-88
La monogamia se entiende como la unión exclusiva
de un solo hombre con una sola mujer.
Para entender el matrimonio como Cristo lo
enseñó, es preciso tener en cuenta el carácter
esencial de la monogamia, la cual se basa en el
hecho de que son dos personas y hechas una sola
carne (cf. Mt 19,4ss Gn 2,24). El hombre y la
mujer encuentran entonces su otro yo y, por
tanto, se encuentran a sí mismos, pero esto es
posible solamente en la unión con un solo hombre
o con una sola mujer.
18
Teología del matrimonio y la familia. La
indisolubilidad
Lo que Dios ha unido, no lo separe el hombre
(Mt 19,6).
La indisolubilidad del matrimonio (por ser éste
figura de la unión indisoluble de Cristo y la
Iglesia), es doctrina de Jesús y de la Iglesia.
Esta doctrina es la aplicación de la monogamia al
tiempo que viven los cónyuges juntos.
89-93
Según Efesios 5,22 la razón estriba en la
misteriosa unión de Cristo con su Iglesia.
19
Teología del matrimonio y la familia. El
contrato matrimonial
La Iglesia católica ha mantenido siempre que el
matrimonio entre cristianos es sacramento y que
sólo puede realizarse mediante un contrato
matrimonial válido.
94
Se le llama contrato matrimonial al
consentimiento mutuo que, en este mismo contrato,
encuentra una configuración especialmente
precisa, aun cuando el consentimiento es algo más
que un simple contrato.
20
Teología del matrimonio y la familia. El
contrato matrimonial
95
  • Según lo anterior, el derecho eclesiástico ve el
    objeto de este contrato matrimonial denominándolo
    ius in corpus
  • la materia del contrato matrimonial y, por
    tanto, del signo sacramental matrimonial, es la
    entrega mutua completa al otro
  • la forma se considera la aceptación mutua de esta
    entrega.

21
Teología del matrimonio y la familia. El
contrato matrimonial
El contrato matrimonial, como resultado de la
declaración de consentimiento mutuo en la
ceremonia nupcial, es
96
  • Contrato bilateral, no sólo porque impone los
    mismos derechos y obligaciones, sino porque
    obliga a cada uno a amar al otro.
  • Contrato indivisible, porque no puede ser válido
    para uno e inválido para el otro.
  • Contrato formal, la boda religiosa constituye la
    dimensión formal del matrimonio cristiano. En
    efecto, un contrato que no satisface la forma, es
    un contrato matrimonial de derecho natural, pero
    no es sacramento.

22
Teología del matrimonio y la familia. El
contrato matrimonial
  • Por tanto, para la validez del contrato
    matrimonial debe existir, por prescripción de la
    Iglesia
  • Capacidad bilateral biológica, espiritual y
    jurídica-eclesiástica (carencia de impedimentos).
  • Voluntad matrimonial bilateral y conocimiento de
    lo que implica el matrimonio de lo contrario, no
    se realizaría el contrato y consiguientemente, el
    sacramento.
  • Forma de celebración establecida por la Iglesia,
    en forma ordinariamente pública.

97
23
Teología del matrimonio y la familia. Ministros y
sujetos
Los mismos cónyuges son los ministros y sujetos
de su matrimonio por la donación de sí mismos en
amor y la aceptación de la donación del otro.
98
Cada uno se entrega, porque sabe que el otro lo
acepta.
24
Teología del matrimonio y la familia. Fines del
matrimonio
99-101
El sentido superior del matrimonio es la familia,
en la que se basan la procreación y la formación
del género humano. Aquí tiene su plenitud el
matrimonio. De ahí que los hijos constituyan
otra importante finalidad natural del matrimonio.
En el orden ontológico, el primer bien es la
comunidad de amor de los esposos el amor mutuo,
la realización del propio ser en la comunión para
la que ha sido creada la naturaleza corporal del
ser humano como varón y mujer.
25
La vocación al matrimonio y la familia como
vocación al amor.
En el plan de Dios el hombre no está hecho para
la soledad, sino que está llamado a la comunión.
La vocación cristiana al matrimonio nace desde
que Dios llama a un hombre y a una mujer para
que, distintos pero complementarios, formen una
íntima comunidad estable de vida y de amor, es
decir, que no es cualquier comunidad, sino
aquella que nace del compromiso del amor y que
hace posible el compartir todas las obligaciones
de la vida, de modo que este amor se realice
plenamente y sea fecundo por siempre.
102-103
26
La vocación al matrimonio y la familia como
vocación al amor.
Hay que partir del hecho de que el matrimonio es
un camino de santidad, por el cual los llamados a
él deben llegar a la perfección cristiana que les
corresponde. Esto significa que los esposos
están llamados a construir y vivir su matrimonio
de tal manera que para ellos únicamente haya
perfección en el matrimonio, y no al margen del
mismo.
104
27
Espiritualidad conyugal y familiar
La espiritualidad conyugal/familiar consiste en
adquirir la actitud de vivir las relaciones
conyugales y de familia de un modo nuevo, según
el Evangelio.
105-106
Su punto de partida es la experiencia de
Dios-Amor en la vida del hogar. Una experiencia
que no es sólo personal, sino principalmente
comunitaria, compartida, ya que el hogar es esta
íntima comunidad de vida y amor.
28
Espiritualidad conyugal y familiar
Algunos aspectos de la espiritualidad matrimonial
y familiar
107-108
La familia debe ser un lugar de oración
Hola, Dios!
La vocación universal a la santidad está dirigida
también a los cónyuges y padres cristianos.
29
Espiritualidad conyugal y familiar
Tiene como sujeto a la comunidad familiar.
Dentro de la comunidad familiar se destaca una
comunidad menor, la comunidad conyugal
109-110
La vocación al amor no se agota en el matrimonio
y la familia, sino que se extiende a los demás,
especialmente a través de la acción
evangelizadora de la Iglesia.
30
5. El Plan de Dios sobre el matrimonio y la
familia.
Hasta aquí el tema cinco sobre el plan de Dios
(To be continued)
31
Gracias por su atención !
Toca un breve descanso
About PowerShow.com